Feed RSS
suscribir

Cómo se realiza una línea de llenadoras de botellas de vino, desde el enjuague hasta el taponado

Para obtener un vino que mantenga su calidad a lo largo de los años, la fase de embotellado es muy importante: es suficiente que una sola operación no se realice correctamente para que este valioso producto no se conserve en óptimo estado. Sigue los consejos de Comac para no correr ningún riesgo.

Publicado el miércoles, 30 septiembre 2020 |

Los vinos son auténticas obras de arte, sin sis y sin peros. En efecto, pocas bebidas tienen tantos matices y aromas a saborear. Todo productor de vino tiene el deber de mimar y proteger sus productos, no solo durante su elaboración, sino también durante toda la fase de envasado.

 

Pero ¿cómo se realiza una línea de llenadoras de botellas de vino que respete plenamente este producto tan delicado? Veamos juntos las tres fases que te permitirán realizar la línea a medida para ti.

 

Primer paso: diseñar una línea de llenadoras de botellas de vino a medida

Realiza una instalación que respete tu producto en todas las fases de embotellado.

 

El cuidado que pones en cultivar la vid, la selección esmerada de las mejores uvas, la creación del coupage perfecto: todos los esfuerzos realizados serán en vano si la fase de embotellado del vino no se hace de forma perfecta. Lo primero que debes hacer es asegurarte de que tienes un equipo que no echará a perder el trabajo hecho en las fases anteriores.

 

Cuando se debe realizar una línea nueva, lo primero que hacen los profesionales de Comac es inspeccionar el lugar de producción y entrevistar a fondo al cliente; luego, elaboran un proyecto detallado y eligen los componentes que formarán parte de la instalación.

En otras palabras, piensan en todo lo que se necesita para mantener intactas las cualidades de tu vino y evitar derroches.

 

Segundo paso: seleccionar y realizar los componentes de la línea más adecuados

 

Para que te hagas una idea de lo que, en nuestra opinión, no debe faltar nunca en una línea de llenadoras de botellas de vino, a continuación te indicamos las máquinas Comac que solemos instalar en una bodega.

 

Instalaciones automáticas de embotellado de hasta 5000 botellas por hora (vidrio)

Las herramientas que te permiten aumentar la productividad de tu bodega.

 

linea-botellas-vino-sagitta

Estas instalaciones, desarrolladas y creadas con el grupo CFT, se han diseñado para realizar automáticamente los ciclos de enjuague, llenado y taponado de las botellas de vino y se pueden completar con sistemas de transporte y con máquinas accesorias en función del espacio disponible en tu bodega.

 

Pasteurizador de túnel para botellas de vidrio

Ideal para pasteurizar el vino ya embotellado.

 

linea-botellas-vino-pasteurizador

El pasteurizador de túnel para botellas Comac está dotado de un sistema automático que permite evitar la sobrepasteurización del producto en caso de que el transportador interno se pare.

Disponible en diferentes tamaños, es ideal para pasteurizar el producto ya envasado.

La unidad está constituida por una sólida estructura de acero inoxidable AISI 304 que se somete a enarenado y pintura protectora.

 

Túneles de calentamiento y de enfriamiento

Lleva el vino a la temperatura más correcta.

 

linea-llenadoras-botellas-vino-tuneles

Comac realiza los túneles de calentamiento y de enfriamiento necesarios para llevar a temperatura ambiente el producto que anteriormente se ha envasado frío o caliente.

 

Realizados de acero inoxidable AISI 304, en su interior están fijados los tanques que alimentan las duchas superiores y en el exterior están posicionados todos los dispositivos de mando y de control, tanto del ciclo mecánico como de la temperatura.

 

Tercer paso: instalación de la línea de llenadoras de botellas de vino

Confía en técnicos especializados, que cuiden el más mínimo detalle, para asegurarte de que toda la línea funcione correctamente.

 

Cuando todos los equipos necesarios para embotellar el vino están listos, es el momento de montarlos. Nuestro consejo es que busques un socio que sea meticuloso y que te entregue la instalación lista para funcionar en muy poco tiempo (en caso contrario, no recuperarás todo el tiempo que has estado esperando).

 

¿Una ventaja que puede mejorar todavía más la productividad? Contar con un proveedor que, además de montar cuidadosamente toda la instalación, también te proporcione la formación necesaria para que tu personal saque el máximo provecho de cada función de las máquinas.

Si te lo estás preguntando... sí, Comac hace todo esto y mucho más.

 

Ahora que ya conoces todos los trucos para conservar bien el vino y mejorar el funcionamiento de tu bodega, solo te queda elegir un socio que se encargue de todo.

 

Elige Comac, fabricante de instalaciones de embotellado desde 1990.

Aumenta tu productividad con nosotros

Comparte este artículo:
Deja un comentario
Captcha
enviar comentario

Newsletter

La entrada de datos para suscribirse a la lista de correo:
suscribir